Aún a pesar de nuestra seriedad y profesionalidad en el servicio de transporte, puede suceder que durante el tiempo que va desde que se recoge el vehículo y se entrega al cliente, éste sufra daños.

Decir lo contrario es mentir, puesto que siempre existen situaciones externas a nosotros. La climatología, el tráfico, las cargas y  descargas, son situaciones que no se pueden controlar, y muchas veces hacen que provoquen daños en la mercancía que se transporta.

¿Qué sucede si el coche sufre daños durante el transporte?

Lo más importante, y sobre lo que hacemos siempre mucho hincapié, es cerciorarnos del estado del vehículo siempre nada más recepcionarlo. En este artículo, te hablamos sobre cómo recepcionar tu vehículo de forma segura.  No vale que una hora después o un día después reclamemos daños que supuestamente han sucedido durante el transporte.

La picaresca está a la orden del día, y mucha gente quiere que el transporte se haga cargo de daños que no le compete.

En segundo lugar, debemos anotar siempre en el documento de entrega (CMR), los desperfectos existentes a su recepción, firmarlo y quedarnos con una copia nosotros.

Una vez hayamos hecho estos pasos de forma correcta, tendremos derecho a reclamar a través de profesionales, todo lo que haya sucedido, lo cual es una tranquilidad tanto para el cliente como para nosotros.

Ofrecemos a nuestros clientes un servicio completo. En el que se incluye información y asesoramiento a la hora de reclamar y compensar los daños del transporte.

Eso se puede hacer porque contamos con un nutrido grupo de profesionales y con un seguro de cobertura obligatoria. Todo ello nos permite dar respuesta en el menor tiempo posible.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *